¿Por qué probar los alimentos ricos en fitoquímicos para mejorar la vista?

Composición con variedad de ingredientes de comida vegetariana.

Cuando se trata de mejorar la vista y mantenerla sana, los estudios de investigación implican que hay una conexión entre la calidad de nuestra dieta y la calidad de nuestra salud visual.

Entendámoslo

Por ejemplo, los estudios indican que las dietas que carecen de frutas y verduras e incluyen una gran cantidad de comida basura y alimentos azucarados tienden a aumentar los riesgos de enfermedades oculares como la degeneración macular, las cataratas y la retinopatía diabética. En cambio, las dietas ricas en cereales integrales, frutas, verduras y proteínas saludables como el atún blanco, el pescado y las aves de corral ayudan a reducir considerablemente los riesgos de padecer enfermedades oculares relacionadas con la edad.

En lo que respecta a la nutrición para mejorar la vista, un término concreto que probablemente haya oído mencionar muchas veces es el de fitoquímico. ¿Qué son los fitoquímicos y qué papel desempeñan en la protección y la mejora de la salud visual?

Fitoquímicos

Se trata de una gran selección de compuestos químicos de las plantas que se encuentran en una gran variedad de alimentos como frutas, verduras, cereales, legumbres y frutos secos. Estos compuestos químicos cumplen una serie de funciones útiles. Desempeñan diferentes papeles en el organismo en lo que respecta a las propiedades de lucha contra las enfermedades.

También contribuyen a mantener una buena salud general. Estas sustancias químicas naturales de las plantas confieren a las frutas y verduras sus colores verde, rojo y morado y reducen el riesgo de enfermedades como el cáncer, aumentan el sistema inmunitario del organismo, reducen la presión arterial y favorecen la salud del corazón.

Categorías

Los fitoquímicos se dividen en cuatro categorías principales. Entre ellas se encuentran los carotenoides, los flavonoides, el ácido elágico y los compuestos del allium (compuestos medicinales protectores de las plantas que protegen el corazón y el sistema inmunitario y que se encuentran en las cebollas, las cebolletas, el cebollino y el ajo). Además de sus beneficios para la salud en general, la subdivisión de fitoquímicos conocida como carotenoides desempeña un papel importante en la mejora de la vista y la protección de la salud ocular. Algunos tipos de carotenoides son el betacaroteno, el licopeno, la luteína y la zeaxantina.

  • Beta Caroteno: El betacaroteno, que es un precursor de la vitamina A, contribuye a proteger la superficie de los ojos (la córnea) de las enfermedades bacterianas. La vitamina A, junto con otros nutrientes que mejoran la visión, como la vitamina C, la E, el zinc y el cobre, reduce el riesgo de padecer enfermedades visuales relacionadas con la edad.
  • Licopeno: Es el pigmento que da a los tomates su color rojo. Las investigaciones científicas indican que el licopeno, junto con otros nutrientes que favorecen la visión, como la luteína y la zeaxantina, podría reducir el riesgo de degeneración macular relacionada con la edad y las cataratas en los ojos envejecidos.
  • Luteína y Zeaxantina: Estos antioxidantes intervienen conjuntamente en el filtrado de la luz azul dañina de la luz solar y actúan como gafas de sol naturales para proteger la visión. Las concentraciones de estos antioxidantes están presentes en los niveles más altos en las células de los ojos más que en cualquier otra región del cuerpo. Por lo tanto, desempeñan un papel como fuertes antioxidantes en la prevención de las enfermedades que causan las células de los radicales libres de los ojos que causan daño a las células sanas. Su papel en la reducción de las enfermedades oculares relacionadas con la edad, como la degeneración macular y las cataratas, se ha documentado en estudios de investigación científica.

Conclusión:

Los fitoquímicos son una gran selección de compuestos químicos que combaten las enfermedades en las plantas y que aportan muchos beneficios para la salud. Entre ellos se encuentran la disminución de las enfermedades cardiovasculares, el refuerzo del sistema inmunitario y la reducción de los trastornos de la vista relacionados con la edad. Al añadir a nuestra dieta fuentes alimentarias de estos compuestos vegetales saludables, estamos haciendo algo bueno para nuestra salud en general y protegiendo también nuestra preciada visión.

 

Artículo anterior¿Qué debe saber sobre la deficiencia de vitamina D?
Artículo siguiente¿Existen métodos naturales para curar la sinusitis?